Press

Prensa

Volver a

Crece la dispersión en los precios: un mismo producto puede costar hasta el doble en comercios del mismo barrio

09 Septiembre 2019

A medida que la inflación va en aumento, la dispersión de precios —la diferencia que se paga por un mismo producto en diferentes comercios— es cada vez más alta: en los supermercados y almacenes de la ciudad de Buenos Aires se puede encontrar que un mismo producto cuesta incluso más del doble en dos locales distintos aunque estén apenas separados por unas pocas cuadras. De acuerdo con un relevamiento de la consultora Elypsis, realizado en más de 600 comercios, se encontraron diferencias de hasta 134% para el mismo artículo en diferentes lugares (supermercados grandes, pequeños y almacenes).

"Hay muchas compañías que ajustaron precios al instante y otras que todavía están esperando una estabilización. Puede ser que los hipermercados actualicen los precios más rápido y después pueden aplicar alguna promoción mientras que en los comercios más chicos el proceso es más lento, porque ellos también cuidan su clientela y no quieren subir de golpe", advirtió la economista Victoria Giarrizzo, directora ejecutiva de la Consultora Elypsis.

Con todo, la dispersión de precios es un fenómeno muy ligado a la incertidumbre económica. "En este contexto de volatilidad, algunas empresas han hecho remarcaciones muy rápidas, basadas en un tipo de cambio que luego moderó su alza. De aquí surgen las amplias diferencias de precios que se observan en las góndolas para un mismo producto. Este comportamiento es típico de episodios de alta inflación, pero principalmente de mucha incertidumbre vinculada a la inestabilidad cambiaria", indicó Lorena Giorgio, de la consultora Econviews.

De acuerdo con un informe de la consultora Focus Market, también se generó confusión con la implementación de la quita del IVA a los alimentos básicos. En algunos casos, se aplicó antes de los aumentos de precios, lo que originó que los consumidores finalmente no la perciban. "Hoy por la medida de quita del IVA hay tres precios en el mercado minorista. Supermercados que compran con IVA y han realizado la quita del impuesto al valor agregado hacia el consumidor final. Supermercados que no compran todo con IVA y tampoco realizan toda la quita y almacenes, despensas, granjas, fiambrerías que son monotributistas y no tienen IVA discriminado en su factura", destacó Damián Di Pace, titular de la consultora.

Desde las cadenas de supermercados, en tanto, aseguran que la situación se irá normalizando en los próximos días y lo atribuyen a factores como el tiempo en que tarda cada cadena en aplicar los aumentos, las negociaciones que puede hacer cada una con los proveedores y, además, la aplicación de la quita del IVA que en algunos casos fue anterior al ajuste del precio y en otros, posterior y a un ritmo desigual. "Para fin de esta semana debería empezar a equilibrarse todo. En el proceso de aplicación de la quita del IVA surgieron algunas dudas y en cuanto a si las categorías cubrían o no algunos productos. Para poder implementarlo rápido, definimos hacerlo en los productos más evidentes, y luego se fueron evaluando situaciones particulares. Eso también generó diferencias en los tiempos de implementación", explicó Juan Quiroga, gerente de Relaciones Institucionales de supermercados Walmart.